martes, 25 de junio de 2013

Breves semblanzas del Madryn antiguo

Hace un par de semanas leí una publicación muy interesante en el grupo de Facebook Madryn Olvidado, que me hizo recordar algunos relatos leídos en libros viejos donde se habla de Puerto Madryn. Se me ocurrió hacer una breve recopilación de esos fragmentos, para tener una idea de la visión de los viajeros que pasaron por nuestra ciudad hace un siglo. No se trata de una lista intensiva, porque no he tenido tiempo de buscar en forma específica estos artículos, pero creo que como muestra son interesantes.

1) La Australia Argentina: El escritor y periodista Roberto Payró, durante su trabajo en el diario La Nación, realizó una serie de viajes por el interior del país que dejó plasmados en dos libros. En uno de ellos, llamado la Australia Argentina, relata un viaje por la Patagonia, en donde se hace escala en Puerto Madryn.
16 febrero 1898. Acompañados, pues, por las toninas primero, y por las lentas medusas más tarde, fuimos a anclar en el fondo de Golfo Nuevo, en el Puerto Madryn, cabecera del ferrocarril del Chubut y puerto principal del territorio, que presentaba a nuestra vista un aspecto
desolado, con sus altos médanos apenas cubiertos aquí y allá por una vegetación achaparrada y pobre, con su puñado de casas diseminadas en la playa, como simples avanzadas de las otras poblaciones del interior. Desembarcamos por el muelle del ferrocarril, en que había un solo vagón de pasajeros, y que se utiliza para la carga y descarga de mercaderías. La vía, que arranca de allí, va trazando una curva hasta la estación situada la izquierda, al pie de las colinas arenosas que cierran el horizonte, y en torno de la cual se ha formado un pueblito con las casillas de los empleados de la empresa.
En la misma playa, casi al alcance de las olas, se levanta la subprefectura, viejo armatoste de madera que se mueve como un barco a cada golpe de viento, Y por cuyas rendijas sopla y silba el aire, que hace redoblar el hierro de canaleta del techo.
Más lejos, a la derecha, se ve el único edificio de material, del señor Pedro Derbes, progresista vecino que se propone ahora construir un hotel, o por lo menos una casa que dé abrigo a los pasajeros que aguardan -a veces varios días- el tren que ha de conducirlos al
interior. Para ello ha tenido que hacer no pocos esfuerzos: procurarse agua dulce para el barro, improvisar el horno y vencer dificultades de todo género. Pero ya se alza su cómoda casa sobre un montículo, cerca de la ola, y alrededor de el la están las pilas del excelente ladrillo que ha de servirle para construir su hotel.
En la pared de la subprefectura y bajo el alero, como tina prohibición y una amenaza, brilla una gran chapa de bronce en la que se lee grabado el siguiente:

AVISO DE AQUÍ HASTA CHUBUT HAY 51 MILLAS SIN AGUA.
D'ICI JUSQU'À LA COLONIE CHUBUT IL Y A 51 MILLES SANS EAU.
THE DISTANCE FROM HERE TO THE CHUBUT'S COLONY IS 51 MILES WITHOUT WATER.
VON HIER BIS ZUR KOLONIE CHUBUT SIND 51 MEILEN OHNE WASSER.
DA CUI ALLA COLONIA CHUBUT VI SONO 51 MIGLIE SENZA ACQUA.
D'AQI HATE A COLONIA CHUBUT HA 51 MILHAS SEIN AGUA.

domingo, 9 de junio de 2013

Dos de las tantas historias que encierra Malvinas

Un domingo 10 de junio de 1770, una escuadra española, al mando de Juan Ignacio de Madariaga, desalojó el enclave clandestino establecido por los británicos en Puerto Egmont. El miércoles 10 de junio de 1829, el gobierno argentino nombra al primer gobernador político y militar de las Islas Malvinas, Don Luis Vernet. El lunes 14 de Junio de 1982 se concretaba el cese al fuego en la guerra de Malvinas. Son tres fechas con mucho simbolismo en torno a la historia de Malvinas: la soberanía española en el principio, la argentina a continuación, y la ocupación británica al final. No es mi objetivo, por falta de tiempo para buscar y leer material, y para escribirlo también, entrar ahora en los múltiples debates relacionados con ese trágico capítulo de la historia. Lo de la soberanía sobre las Malvinas no me queda ninguna duda, como tampoco me queda ninguna duda de que la guerra fue un manotazo de ahogado de un gobierno ilegal para perpetuarse en el poder. He publicado en anteriores ocasiones artículos sobre una y otra cosa, que se pueden leer aquí: [Ref1] [Ref2] [Ref3].

Mapa francés de 1833 donde las islas son denominadas ambiguamente como Malouines o Falkland [Fuente: Wikipedia]


En fin, en esta ocasión quiero rescatar dos de las muchas historias que tuvo la guerra, y que forman parte del rompecabezas de Malvinas, que son Oscar Poltronieri y las islas Sandwich.

sábado, 1 de junio de 2013

¿Fue Colón el primero?

Como es habitual, voy a volver a usar la excusa de que estoy muy ocupado. Mi déficit de atención altamente procrastinado se encarga de reducir mi rendimiento en los escasos minutos (ni siquiera horas) que me quedan libres, así que tengo varios artículos empezados que no he podido darles un cierre decente. Pero, mientras tanto, no quiero dejar estancado al blog, así que aprovecho a compartir un tema que, como es costumbre, me ha tentado a investigar un poco más... pero solo un poco, porque no quiero desviarme en exceso. Se trata de la supuesta evidencia de contactos entre América y el resto del mundo previos a la llegada de Colón al Caribe.

Mapamundi de Henricus Martellus, del año 1489, en donde aparece una sospechosa península que algunos identifican como Sudamérica [Fuente]

Existen algunos mapas, raros ejemplares hallados en diversos lugares de Europa o Asia, donde se representan tierras que aparentemente corresponde con América. El mapa de Piri Reis es uno de ellos, donde parece verse parte del actual Brasil, sobre el que se ha discutido largo y tendido. Pero hay otro que me resulta mucho más intrigante, que es el de Henricus Martellus (1489), en donde se representa el mundo conocido en aquel entonces (África, Europa, y Asia), pero con el agregado de una peculiar península adicional en el extremo oriente. Al este de la península malaya, se puede apreciar una segunda península, más grande, que algunos investigadores han identificado como Sudamérica (y que se ha dado en llamar "la cola del dragón"). Hay una aparente correspondencia entre algunos puntos del mapa con ciertos accidentes geográficos de nuestro continente. Incluso, hay quienes han llegado a identificar la Península Valdés y el río Chubut en dicha "cola de dragón".